Quantcast
Rep. Dominicana
EE.UU
América Latina
Opiniones
Noticias
LA RESPUESTA - VINCHO CASTILLO
Actividades Sociales
News In English
Entretenimiento
Educación
Turismo
PERIODISMO
FABULAS
Deportes
NUEVA YORK Y NUEVA JERSEY
POEMAS
Editorial
POLITICA DOMINICANA
Y ES VERDAD?
GUÍA DE NEGOCIOS
CLASIFICADOS
Empleos Avisos Personales Bienes Raíces
Vehículos Artículos en Venta Más
Encuesta
Cree usted Danilo Medina será candidato presidencial en el 2016?
SI
NO
Ver Resultados
Noticias Recientes
Detienen y acusan mexicano de traficar inmigrantes y causar muertes
CORPUS CHRISTI, Texas Un gran jurado acusó al ciudadano mexicano de conspirer...
Mexican national indicted in deaths of 2 smuggled aliens in southeast Texas
CORPUS CHRISTI, Texas — A grand jury returned an indictment Friday charging a...
Sentencian en Massachussetts a médico dominicano y asistente
BOSTON.- El médico dominicano identificado como el doctor Danilo Montero...
Dominican Doctor and Assistant Sentenced for Conspiring to Alter Fingerprints of Criminal Aliens
BOSTON – A Dominican doctor and his assistant were sentenced today for their...
GALERIA MULTIMEDIA
Galeria de Fotos
 Destrozos PPH hiciera Casa Nacional PRD



 Huracan Irene - Stamford Connecticut

 Desfile Dominicano en Nueva York 081411

Videos
Más
Columnistas
¿Cuales son los Nuevos Retos y desafíos que enfrenta el PLD ?
Bookmark and Share   
Julio 11, 2011

(República Dominicana) Tal y como hemos mostrado anteriormente, el PLD es el partido que más ha aportado al crecimiento, a la modernización y al desarrollo del país durante sus 12 años de gobiernos interrumpidos. Los hechos y los números no nos dejan mentir sino que muy por el contrario son los mejores testigos y garantes de los cambios y de los logros alcanzados en esos tres períodos de gobiernos.



La pregunta que nos tenemos que hacer es ¿si los 12 años de gobiernos del PLD han sido exitosos, entonces por qué la existencia aún de retos y desafíos? Para responder esa pregunta tenemos que recordar algo que dijimos anteriormente, y fue que a su llegada al gobierno en el 1996 el PLD no aplicó el programa de gobierno que se había propuesto desde su fundación. Las razones por las cuales el PLD tuvo que asumir un modelo modernizador en vez de aplicar un modelo netamente desarrollista ya han sido también explicadas anteriormente. De lo que se trata ahora es de hacer lo que no hizo y lo que se tiene que hacer para lograr lo que dicho partido se propuso desde su fundación como una organización revolucionaria.



La esencia del Boschismo es lograr la Justicia Social y la Democracia para el pueblo dominicano. En esta nueva etapa no estamos hablando de la democracia representativa sino de una democracia cuya sostenibilidad descanse en la participación directa de los sectores populares de la sociedad dominicana. Una democracia auténticamente popular y participativa, no representativa. Durante los 12 años de gobiernos del PLD se han echado y creado las bases para la sostenibilidad de este nuevo modelo democrático en la República Dominicana.



En el área en que más se necesita avanzar es en la Justicia Social. El país ha crecido mucho y se ha modernizado, al mismo tiempo que se ha democratizado y reglamentado bastante, pero en términos de reducción de la pobreza y la desigualdad social, es poco lo que se ha avanzado. Este es el principal reto del PLD de ahora en adelante; y tiene la obligación de resolverlo para poder decir que sigue siendo un partido leal a sus principios originales y a los sueños de su fundador el Prof. Juan Bosch.



El PLD y su dirigencia saben muy bien lo que hay que hacer para lograr la Justicia Social en la República Dominicana. El problema no es sólo implementarla sino mantenerla en la vida de la sociedad dominicana. Los sectores que se oponen a ella tienen más poder que los sectores que la necesitan y la quieren. Esto es lo que determina que su implementación sea sumamente peligrosa y cuesta arriba. La manera como esto se puede lograr es debilitando a los poderes que se oponen y fortaleciendo a los sectores que la apoyan, de tal manera que sus oponentes no pueden impedirla y derrotarla como ha sucedido antes, y no tengan otra opción que aceptarla o joderse.



La historia reciente de la República Dominicana registra dos intentos de revolución fallidos. El primero fue el gobierno de Juan Bosch en el 1963, derrocado por un golpe de estado por parte de los sectores que se oponían a la democracia y la justicia social; y el segundo fue la guerra de abril de 1965 derrotada por una invasión militar promovida por la élites interna y externa que habían ejecutado el golpe de estado de 1963.



Ambas derrotas fueron posibles debido, entre otras cosas, a que el pueblo dominicano no estaba lo suficientemente concienciado, politizado y organizado para asumir de una manera masiva la lucha revolucionaria y lograr la victoria sobre las fuerzas de la reacción.



Para que la revolución sea posible y exitosa, el sector popular tiene que tener la capacidad de sostener la gobernabilidad, y para ello tiene que tener conciencia y estar bien organizado para poder cantar victoria. De lo que estamos hablando es de hacer por medios democráticos lo que antes se trató de lograr por medios violentos y no se pudo. En otras palabras de lo que se trata es de imponer la justicia social de manera democrática en la República Dominicana.



Son varias las cosas que hay que hacer para lograr la justicia social en la República Dominicana. Una de ellas es incrementar los impuestos, empezando por los que más ganan, llevando la tasa impositiva hasta a un 24% del PIB, en una primera etapa. Luego es necesario incrementar los salarios y obligar a las empresas a devolverles a sus trabajadores un porcentaje de la plusvalía que ellos generan. Es necesario además eliminar la corrupción de la administración pública y la corrupción privada-empresarial, para evitar la pérdida de cuantiosos recursos económicos del estado. Con esto el estado tendrá más recursos para asegurar escuelas y educación de calidad para todos los que la necesiten, hospitales y servicios de salud para los más necesitados, agua potable, energía, transporte, seguridad social, seguridad ciudadana y seguridad alimentaria; así como también viviendas y retiro digno para todos los dominicanos.



De esta manera el PLD estaría haciendo honor a su progenitor político que dedicó toda su vida a la lucha por la justicia social en la República Dominicana, y que a los 64 años de edad fundó un nuevo partido para seguir luchando por lo que él creía era la más noble y justa de las causas en la tierra. Es imposible pensar que Juan Bosch formara un partido como el PLD y que le dedicara el resto de su vida, simplemente para gratificar a sus eternos enemigos y adversarios, dejándole un instrumento de lucha para la defensa de sus intereses de clase.



Aquellos que le llamaron a Juan Bosch “chusma” y “plebe” en el 1962, que lo sacaron del poder en el 1963, y que fueron los responsables de la muerte de más de 3000 dominicanos en el 1965, jamás podrán ser los beneficiarios de sus sacrificios y de sus luchas. Juan Bosch vivió y luchó por y para el pueblo excluido y marginado, y el PLD tiene la responsabilidad histórica de ser fiel a su legado y a su memoria.



Los años por venir serán testigos de los cambios que deberá hacer el PLD para lograr la justicia social en la República Dominicana, y así hacer realidad el sueño de Juan Pablo Duarte que fue más adelante adoptado por Juan Bosch y plasmado en el PLD como instrumento de lucha del pueblo dominicano.



Ing. José Pérez Méndez.(MS)

Regresar